Dos departamentos unidos por la conservación 

custom interior divider

A 3300 metros sobre el nivel del mar, donde las plantas y el vaivén de las nubes nos indican la dirección del viento, se extienden los bosques montanos y páramos de Piura y Cajamarca, inmensos para la vista humana, pero que apenas ocupan 829 km2 en Perú del territorio peruano, según el Ministerio del Ambiente.  

En esta zona se ha logrado conservar más de 150 mil hectáreas de páramos y bosques montanos, gracias al compromiso de las comunidades campesinas, gobiernos locales y regionales y SERNANP que dan vida a 11 áreas de conservación; entre nacional, regionales, privadas y municipales. Todas ubicadas entre los andes del norte de ambos departamentos, unidas por un mosaico de conservación e indispensables suministradores de agua para las cuencas del: Quiroz, Chira, Huancabamba, Chamaya y Chinchipe.  

Un llamado a la acción 

Desde el 2018 las comunidades de las áreas de conservación de Cachiaco y San Pablo, Samanga, Tapal, Huaricancha, Chicuate – Chinguelas de Piura; así como, Sallique, San Felipe y Tabaconas de Cajamarca, conformaron la Red de Conservación Andes del Norte, una iniciativa que nació ese mismo año en respuesta a su compromiso con la conservación de las fuentes de agua y hogar de cientos de plantas y animales. 

Este año se suman nuevos aliados de las Áreas de Conservación Regional Bosques El Chaupe, Cunía y Chinchiquilla y Páramos y Bosques Montanos de Jaén y Tabaconas del Gobierno Regional Cajamarca. 

Es en ese sentido, durante el 25 y 26 de agosto, más de 100 personas, entre autoridades y comuneros, se reunieron en el “V encuentro de la Red de Conservación Andes del Norte” en el distrito de Sapalache, provincia de Huancabamba, en Piura, para presentar avances y renovar compromisos a favor de la conservación.  

El agua de hoy y el futuro 

Adrián Recalde, presidente de la comunidad campesina de San Felipe y próxima sede del encuentro de la Red, menciona que para él la conservación es una forma de vida. Argumenta que los ecosistemas de su comunidad forman parte de un importante circuito de páramos y bosques montanos indispensables para la vida, la agricultura y sobre todo el agua para hoy y el futuro. 

Por su parte, Matilde Neyra de la comunidad campesina de Huaricancha, expresa que los ecosistemas proveedores de agua son una oportunidad para mejorar la economía de su familia. “Es desde los páramos de donde nace el agua para mis cultivos de yuca, maíz, camote y café, que sirve como alimento para mi familia”, enfatizó.  

Traspasando fronteras 

La bióloga Katty Carrillo, representante de Naturaleza y Cultura Internacional, detalla que la zona de bosque montano y páramo de Piura y Cajamarca limita con el corredor de conservación Sangay Podocarpus, ubicado en al sur de Ecuador. Al limitar con un área que tiene el mismo ecosistema, se asegura un libre desplazamiento para las especies más emblemáticas y amenazadas de estos ecosistemas, como el tapir andino, oso de anteojos; entre otras que son materia de investigación.  

Asimismo, indica que, la integración de las áreas a través de una iniciativa sólida como la Red de Áreas de Conservación, permite que acciones como los bio emprendimientos de café, panela, miel, artesanías, derivados lácteos, tengan un valor agregado, al salir de un espacio conservado da la certeza de cumplir con altos estándares de calidad.  

Katty Carrillo destacó la participación durante el evento del Santuario Nacional Tabaconas Namballe, Gobiernos Regionales de Piura y Cajamarca, Rondas Campesinas, Municipalidades locales de Sapalache, San Ignacio, Jaén, Huancabamba y la Compañía de Bomberos N° 69 “Manuel Ugarte y Moscoso” de Jaén; porque es la sinergia entre autoridades y comunidades la que fortalece la gestión.  

Por su parte Lucy Rioja Rivera, subgerente Regional de Gestión de Recursos Naturales del Gobierno Regional de Piura, señala que están comprometidos con una ordenanza regional que reconozca los corredores de áreas de conservación para ecosistemas de bosques secos, páramos y zona marino-costera. “Como región, somos privilegiados por tener estos ecosistemas. Es por ello que estamos trabajando a través del Sistema Regional de Conservación de Áreas Naturales (SRCAN)”. 

Del mismo modo, el ingeniero Daryl Briones Longa, Sub-Gerente de Recursos Naturales y Áreas Naturales Protegidas del Gobierno Regional de Cajamarca señaló que, existe el interés de presentar una propuesta regional que establezca la importancia de los corredores. Además, reafirmó su compromiso con la gestión de las áreas de conservación regional del departamento.  

Un horizonte de largo plazo 

El compromiso para conservar las fuentes de agua por parte de las comunidades es indispensable para asegurar el recurso. Sin embargo, se necesita de mecanismos de sostenibilidad para asegurar los recursos económicos que cristalice las actividades de recuperación y protección de los bosques montanos y páramos, así lo mencionó el ingeniero Auner Medina, de Naturaleza y Cultura Internacional.  

Auner, mencionó que el en los ecosistemas de Piura y Cajamarca se implementa el Fondo del Agua de los Andes del Norte, un Mecanismo de Retribución por Servicios Ecosistémicos que trabaja de la mano con las comunidades campesinas, municipios y juntas de riego. Si bien, los avances han permitido empoderar a las comunidades y generar acciones concretas de restauración de ecosistema, aún queda un largo camino por recorrer y compromisos por fortalecer.  


Más información:

Gabriela Gives

Comunicadora Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

La propuesta de Área de Conservación Regional San Pedro de Chonta es un espacio con una gran diversidad florística atractiva para el estudio y registro de especies de la familia Orchidaceae (orquídeas). 

Los especialistas de Naturaleza y Cultura Internacional – Huánuco, tomaron en cuenta ecosistemas de bosques de yungas en diferentes niveles de altitud en las localidades de: San Antonio de Padua, Santa Rosa de Oso, Ututo y San Pedro de Chonta, para acopio de información de línea de base para determinar la diversidad de orquídeas. 

Como primer resultado se obtuvo un registro de 181 especies distribuidos en 47 géneros, lo cual evidencia la gran riqueza de orquídeas que existe en la zona. 

Pleurothallis sp.

En Ututo y San Pedro de Chonta se alcanzó 113 especies, en San Antonio de Padua 21 y en Santa Rosa de Oso 47 especies, de ellos un 67% presentan crecimiento epífito, 22% terrestre, 1% litófito, y los otros 10% de las especies poseen más de un hábito de crecimiento. 

Por otra parte, los géneros con mayor representatividad son Epidendrum, Pleurothallis, Maxillaria y Lepanthes, mientras que, Xylobium, Dichaea, Cleistes, Pseudocentrum solo presentan una especie registrada. 

“Estos resultados muestran el destacable potencial de orquídeas dentro de la propuesta de Área de Conservación Regional San Pedro de Chonta, así mismo, se denota el registro de especies que amplían su distribución al departamento de Huánuco, es decir, son nuevos registros para el departamento, entre estas citamos a: Telipogon ariasii, Pleurothallis dunstervillei, Epidendrum hemiscleria, Pseudocentrum aff. silvicola entre otros”

Luis Enrique Egoavil Arroyo, especialista del equipo técnico de NCI.

La propuesta de Área de Conservación Regional San Pedro de Chonta tiene una extensión de 53,390.00 hectáreas y está ubicada en la jurisdicción de los distritos de Cholón y Huacrachuco en la provincia del Marañón, del departamento de Huánuco, en el margen izquierdo de la cuenca del río Chontayacu, tributario del Huallaga, en los límites de los departamentos de Huánuco y San Martín. 


Para más información:

Gabriela Gives

Comunicadora Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

En un mundo donde la interconexión entre la economía y el ambiente se vuelve cada vez más evidente, es imperante redefinir nuestros enfoques económicos para abordar los desafíos ambientales más apremiantes. Uno de estos desafíos es la deforestación, una amenaza global que afecta no solo a la biodiversidad y los ecosistemas, sino también a la estabilidad climática y al bienestar humano. 

En este contexto, las economías sostenibles emergen como una estrategia fundamental en la lucha contra la deforestación, ofreciendo un camino de concordancia entre el desarrollo económico y la conservación ambiental, hacia un futuro más equilibrado. 

Intercambios de conocimientos para fortalecer las economías amazónicas 

A mediados de agosto, nuestro equipo de Ecuador y Perú participó en “Conversaciones de la Amazonía”, un encuentro convocado por la Alianza NorAmazónica (ANA), una iniciativa de la cual formamos parte. El evento reunió a más de 40 representantes indígenas y comunidades locales, de 5 países amazónicos, junto a la sociedad civil, con el objetivo de pensar y repensar economías locales desde y para la Amazonía.  

Desde Naturaleza y Cultura Internacional viajamos junto a representantes de iniciativas de producción sostenible, entre ellas Sistemas Agro Alimentarios Ancestrales y Superfrutos Amazónicos. Cada experiencia presente hizo reflexiones a través de sus protagonistas sobre los vínculos entre las “economías amazónicas” y la conservación de la biodiversidad. 

Equipo de Naturaleza y Cultura Internacional con representantes de “Superfrutos Amazónicos” y “Sistemas Agro Alimentarios Ancestrales”.

Mitigando el cambio climático a través de “Superfrutos” 

Uno de los ejemplos de los que aprendimos fue “Superfrutos que Conservan Bosques”, proyecto que se desarrolló en 2017, con el financiamiento de Partnership for Forests (P4F) y el apoyo técnico de Naturaleza y Cultura Internacional (NCI), en la región de Loreto, basado en el aprovechamiento de superfrutos. El enfoque reside en la extracción sostenible de productos del bosque como el aguaje y huasaí, que crece en humedales que albergan valiosas reservas de carbono en los suelos de los bosques amazónicos de Perú.  

A través de ese esfuerzo, se logró un impresionante aumento en los ingresos económicos de 349 productores de 16 comunidades involucradas, quienes adaptaron una cadena de valor orientada hacia la conservación y el aprovechamiento sostenible de los frutos. Además, se redujo la tala de las palmeras de aguaje y prolongado su aprovechamiento por más de 50 años. 

Más allá de proyectos específicos, se busca incluir nuevos frutos de palmeras silvestres como el huasaí, ungurahui, entre otros. Al adoptar prácticas apropiadas para la recolección de frutos, se asegura la preservación de los bosques y se refuerza el compromiso de estas comunidades como aliados valiosos en la lucha contra los efectos del cambio climático.  

Conoce más sobre los “Superfrutos amazónicos” en este video

Fomentando la conservación a través de la producción artesanal 

Por otro lado, en la provincia de Pastaza, las mujeres Waorani de la comunidad Daipare han diseñado sistemas de producción artesanales con el uso de especies nativas como el jengibre, la cúrcuma y la vainilla.  

A través de un estudio sobre el valor agregado de los recursos disponibles en sus territorios, las mujeres eligieron al jengibre y a la cúrcuma por sus propiedades curativas, orientándose a la elaboración de cremas faciales y corporales.  

De esta manera surge la iniciativa “Daipare: Esencias del bosque”, la cual no solo contribuye a una producción sostenible, sino que brinda una alternativa que contrarresta la deforestación de bosques. Esto se logra al tener en cuenta la idoneidad del suelo y el modelo territorial de la provincia de Pastaza. El proceso beneficia directamente a 18 familias y es liderado por mujeres. 

El desarrollo de Daipare ha contado con el respaldo técnico proporcionado por la Prefectura de Pastaza y Naturaleza y Cultura Internacional. Esta colaboración ha servido para fortalecer el proceso productivo, proporcionando equipamiento y capacidades mejoradas para las fases de maceración, empaquetado y etiquetado de los productos. 

Actualmente, las cremas ya cuentan con una identidad visual, y, las mujeres han establecido legalmente su asociación para la comercialización de sus productos, contando con los registros sanitarios requeridos. 

Todas estas acciones están enmarcadas en la gestión y administración del Área Ecológica Provincial de Pastaza, subrayando el compromiso y la contribución positiva de la comunidad Daipare a la conservación y uso sostenible de los recursos naturales. 

Apostando por las economías amazónicas 

En un momento en el que los desafíos medioambientales son más apremiantes que nunca, la convergencia entre economía y conservación se ha convertido en una necesidad innegable. Las economías locales han surgido como una estrategia poderosa para combatir la deforestación y sus impactos, demostrando que el desarrollo económico y la preservación ambiental no son mutuamente excluyentes.  

La sinergia entre economías sostenibles y conservación no solo está demostrando ser un camino viable, sino que también está generando resultados concretos. Desde la reducción de la tala de árboles hasta la prolongación de los ciclos de aprovechamiento de recursos, estas prácticas están forjando una conexión más profunda y armoniosa entre las necesidades humanas y la salud del planeta. Al fomentar la comprensión y la valoración de los ecosistemas naturales, estas iniciativas están allanando el camino hacia un futuro más equitativo y sostenible. 

Desde Naturaleza y Cultura Internacional estamos comprometidos en apoyar el desarrollo, consolidación y réplica de proyectos como “Superfrutos que Conservan Bosques” y “Daipare: Esencias del Bosque”, que visibilizan el rol de las comunidades locales como protagonistas en la lucha contra el cambio climático y la pérdida de biodiversidad. 


Más información:

Nora Sánchez Luzardo

Coordinadora de Comunicación para América Latina

nsanchez@naturalezaycultura.org

Con el objetivo de trabajar por la conservación de la biodiversidad de Ucayali, Naturaleza y Cultura Internacional (NCI) y el Gobierno Regional de Ucayali, suscribieron un convenio interinstitucional. 

El documento sostiene el interés de ambas instituciones para establecer los mecanismos e instrumentos de colaboración interinstitucional a fin de promover el desarrollo de actividades, estudios y proyectos conjuntos orientados a la conservación de la diversidad biológica en el ámbito de intervención de Naturaleza y Cultura Internacional en el departamento de Ucayali.  

El convenio incluye la gestión y manejo del Área de Conservación Regional (ACR) Comunal Alto Tamaya Abujao, lo cual genera las condiciones para la donación y recepción de fondos financieros que serán articulados al Programa Presupuestal 0057. Esto contribuye con la contratación del personal del ACR y el desarrollo de las actividades de vigilancia y control, así como la realización de talleres de coordinación y planificación para la implementación y seguimiento del Plan Maestro. 

Cabe destacar que esta no es la primera vez que ambas instituciones suscriben un convenio. El 23 de septiembre del 2010 el convenio de Cooperación Interinstitucional entre el Gobierno Regional de Ucayali, el Instituto de Investigaciones de la Amazonia Peruana y Naturaleza y Cultura Internacional, con la finalidad de establecer alcances, términos y condiciones para elaborar el diseño e implementación de un modelo institucional para la gestión de la conservación de la diversidad biológica de Ucayali, en beneficio de las comunidades locales. 

En ese sentido, Guillermo Maraví Vega Centeno, director ejecutivo NCI Perú, destacó que la suscripción de estos convenios es muy significativa, no solo por darle sostenibilidad de apoyo a la población ubicada en el ámbito del Área de Conservación Regional Comunal Alto Tamaya Abujao, con actividades productivas sostenibles, sino porque representa el interés del Gobierno Regional por el cuidado y la conservación de sus ecosistemas. 


Más información:

Gabriela Gives

Comunicadora Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

Con D.S. N°005-2021-MINAM, se crea el Área de Conservación Regional “Páramos y Bosques Montanos de Jaén y Tabaconas”, con una extensión de 31mil 594.37 hectáreas, y se encuentra ubicada parcialmente en los distritos de Sallique, Chontalí, San José del Alto en la provincia Jaén, y el distrito de Tabaconas provincia de San Ignacio, en el departamento de Cajamarca.

ACR Páramos y bosques montanos de Jaén y Tabaconas

El objetivo de creación de la referida ACR, es proteger una importante muestra representativa de las ecorregiones de los Bosques Montanos Occidentales de los Andes del Norte, Cordillera Real Oriental y Páramo, contribuyendo en la conservación de los procesos ecológicos, promoción al uso sostenible de los recursos naturales y mitigación al cambio climático.

Esta Área de Conservación Regional se caracteriza por ser hábitat de distribución de especies indicadoras del buen estado de conservación como Oso de anteojos (Tremarctos ornatus) y Tapir de montaña (Tapirus pinchaque), asimismo, es un centro hidrológico cuyas aguas son principales tributarios en las cuencas de los ríos Tabaconas, Huayllabamba o Chunchuca y Huancabamba. 

En mérito a disponer de un principal instrumento técnico que oriente la gestión efectiva del ACR por un periodo de 05 años, con Resolución Gerencial Regional N° D4-2023-GR.CAJ-GRRNGMA, se aprobó el Plan Maestro del Área de Conservación Regional “Páramos y Bosques Montanos de Jaén y Tabaconas”.

La gestión de esta importante área de conservación se da por la Gerencia de Recursos Naturales y Gestión del medio Ambiente -RENAMA, a través de la Jefatura del ACR. Se cuenta con el valioso apoyo de Naturaleza y Cultura Internacional y el financiamiento de Andes Amazon Fund.


Más información:

Gabriela Gives

Comunicadora Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

El equipo del Programa Especial Utcubamba en Amazonas, de Naturaleza y Cultura Internacional, el financiamiento de U.S. Fish & Wildlife Service, y el apoyo técnico del SERNANP desarrollaron un curso teórico práctico “Fortalecimiento de capacidades en la gestión del riesgo por incendios forestales dentro de Áreas de Conservación” durante tres días, con el objetivo de brindar conocimientos para la prevención y control de incendios forestales.  

En el taller participaron un total de 35 personas entre pobladores de las Comunidades Campesinas de Leymebamba, Montevideo, La Jalca y Chuquibamba, quienes cuentan con Áreas de Conservación Privada en sus territorios comunales, ubicadas en el ámbito de la propuesta del Corredor de Conservación al sur de Amazonas. Además, se tuvo la participación del personal del Santuario Nacional Cordillera de Colán. 

Los asistentes, tomaron conocimiento de temas como el fuego y su comportamiento, las nociones básicas sobre la prevención de incendios forestales, la función y la organización del bombero forestal, seguridad personal, manejo de herramientas y equipos, establecimiento de la línea de control y construcción de la línea de defensas; entre otros.  

Durante el evento se conformaron brigadas para la prevención de incendios forestales y la atención de emergencias en el ámbito de las comunidades asistentes, quienes cuentan con herramientas para el control de incendios forestales, gracias al financiamiento de U.S. Fish & Wildlife Service.  

Como se sabe, los incendios forestales son un verdadero riesgo para la pérdida de la biodiversidad, donde viven diversos animales silvestres. Con ello, se pone en juego los servicios ecosistémicos que brindas los espacios naturales, como el agua. En ese sentido, la prevención de incendios forestales es fundamental.  


Más información:

Gabriela Gives

Comunicación Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

Con el objetivo de implementar mecanismos de cooperación interinstitucional para la gestión sostenible del Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish, Naturaleza y Cultura Internacional (NCI) y el Gobierno Regional de Huánuco , firman un convenio interinstitucional.

La suscripción del convenio generará las condiciones necesarias para la donación y recepción de fondos financieros otorgados por Naturaleza y Cultura Internacional, que serán articulados al Programa Presupuestal del Gobierno Regional Huánuco, que contribuirá con la contratación del personal del Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish, por un periodo de 7 meses, entre ellos un jefe y dos guardaparques, señalización de los límites.

Además, el desarrollo de las actividades de control y vigilancia en el Área de Conservación Regional y en su ámbito de influencia; así como el seguimiento del Plan Maestro, la realización de reuniones, talleres de coordinación y planificación para la implementación de actividades productivas sostenibles del ACR.

La suscripción del convenio apoyará la gestión sostenible del Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish

Cabe destacar que, Naturaleza y Cultura Internacional y el Gobierno Regional Huánuco, firmaron el primer Convenio Marco de Cooperación Interinstitucional, el 30 de junio de 2014 con la finalidad de establecer las bases de cooperación entre las instituciones, uniendo esfuerzos de manera coherente, conjunta y coordinada que permita el logro de objetivos comunes, participando en la implementación de la estrategia de Desarrollo Sostenible y Conservación de la Diversidad Biológica, a través de la ejecución de proyectos de conservación, procesos ecológicos y evolutivos y protección del medio ambiente, en beneficio de la Región Huánuco.

ACR Bosque Montano de Carpish

Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish

Luego de un largo proceso, mediante Decreto Supremo N° 014-2019-MINAM, publicado en el Diario Oficial El Peruano, el 01 de enero de 2020, se establece el Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish, con una superficie de 50,559.21 ha. 

Dicha Área de Conservación Regional se establece con el objetivo conservar una muestra representativa de las Yungas Peruanas y Punas Húmedas de los Andes Centrales, así como de la biodiversidad asociada a la Cordillera de Carpish, garantizando la provisión de servicios ecosistémicos en beneficio de las poblaciones locales, el uso de recursos naturales y la reducción de los efectos del cambio climático.

Guillermo Maraví, director ejecutivo NCI Perú

Guillermo Maraví Vega Centeno, director ejecutivo NCI Perú, destacó que la firma de este nuevo convenio es muy significativo, no solo por darle sostenibilidad de apoyo a la población del Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish, con actividades productivas sostenibles, sino porque representa que Huánuco está a la cabeza de todo los procesos de conservación, a la vez emprender la conectividad entre diferentes áreas a través del mosaico que trabajamos con las dos nuevas propuestas del áreas de conservación regional: Yanajanca y San Pedro de Chonta.

Durante cinco días, estudiantes de primaria de las escuelas de cinco comunidades nativas del ámbito de Área de Conservación Regional (ACR) Maijuna Kichwa plasmaron lo mejor de sus paisajes, culturas y visión sobre la biodiversidad en el concurso denominado “Dibujando la Conservación”, en el marco del octavo aniversario del área protegida.  

La actividad se desarrolló con el fin promover la identidad con la gestión del ACR, reconociendo la flora, fauna y sus conocimientos ancestrales en el cuidado y la gestión de espacios naturales. El evento que fue impulsado por Naturaleza y Cultura Internacional tuvo la participación de los docentes y autoridades comunales, la organización One Planet y la jefatura del ACR. 

La actividad duró 05 días y tuvo como objetivo valorizar la importancia del área de conservación regional Maijuna Kichwa. El equipo se inspiró en los elementos de conservación del ACR Maijuna Kichwa para desarrollar las acciones de sensibilización en las cinco comunidades intervenidas, como la flora y fauna presente en el área. Se rescata la predisposición de los docentes y autoridades comunales para la realización de la actividad. 

Acerca de la ACR Maijuna

Como se conoce, el ACR Maijuna Kichwa encuentra en el departamento de Loreto y protege una extensión de 391 039.82 hectáreas. Naturaleza y Cultura Internacional apoyó al Gobierno Regional de Loreto en el establecimiento del Área de Conservación Regional y en la actualidad ayuda a fortalecer la gestión y manejo. Además esta ACR es producto del primer proceso de Consulta Previa para el establecimiento de las ACR en el Perú.

Los miembros de la Asociación de Productores Agroecológicos Bosques Secos de Yomblón, impulsan su emprendimiento de producción de miel de abeja en el Área de Conservación Regional Bosques Tropicales Estacionalmente Secos del Marañón, con manejo y uso sostenible de los recursos naturales.

Como parte de las actividades productivas que promueve el Gobierno Regional Amazonas, en alianza estratégica con Naturaleza y Cultura Internacional, se entregaron módulos de colmenas con su respectiva cámara de cría, alza, reja excluidora y marcos; además de indumentaria para el adecuado manejo de abejas.

La entrega de este apiario con sus colmenas de abejas es muy oportuna para la conservación de los bosques secos del Marañón, ya que permite beneficios económicos a nuestros socios locales, mejora la fuente alimenticia y se conserva la diversidad biológica que alberga.

Con el acompañamiento técnico y el equipamiento necesario, de forma permanente, se recolectaría la primera cosecha en cuatro meses, cuya producción por cosecha sería de 15 a 20 kilos. Con un manejo adecuado, los productores podrán obtener tres cosechas de miel al año, una diferencia más alta de producción en comparación a la extracción empírica que se realizaba.

Dato: La miel de abeja de los productores de los bosques secos del Marañón provienen de la floración de especies endémicas como la Cedrela kuelapensis y Maranonia lavinii, además de la palta, la taya y chichirilla.

El equipo de Naturaleza y Cultura Internacional se reunió con el Gobierno Regional de Piura para reafirmar su compromiso con la conservación de los ecosistemas de páramo y bosque montano, que incluye el proceso de establecimiento de la que sería la segunda Área de Conservación Regional (ACR) de Piura, se trata de “Páramos Andinos – Huaringas, Ayabaca y Huancabamba”. 

Durante la reunión se ratificó la firma del convenio marco entre ambas instituciones, donde reafirman su alianza, con el objetivo de continuar trabajando de manera articulada en la sostenibilidad de los ecosistemas de Piura, garantizar los servicios ecosistémicos en beneficio de las comunidades y población piurana; así como promover la gestión y manejo en las áreas de conservación de los Andes del Norte. 

En la reunión estuvo presente la vicegobernadora de Piura, consejeros regionales, Gerencia de Recursos Naturales; así como el director ejecutivo, coordinador de mosaico y jefa de proyectos de Naturaleza y Cultura Internacional. 

Un dato interesante es que Piura cuenta con 28 áreas de conservación de diferentes modalidades, lo cual representa el 6% de su territorio bajo conservación. Con el establecimiento del ACR Páramos Andinos – Huaringas, Ayabaca y Huancabamba se espera conservar 17 mil hectáreas. 

Foto: Elio Nuñez

Cabe resaltar que los Andes del Norte limita con la zona de bosque montano y páramo del Corredor de Conservación Sangay-Podocarpus de Ecuador que, conectado a las áreas de conservación ambiental, privadas y regionales de los Andes del Norte formarían el Conservación Transfronterizo Andino Amazónico.  

Nuestro país a través del Ministerio del Ambiente trabaja por contar con una norma que permita el reconocimiento de corredores de conservación. A este esfuerzo se suman instituciones como el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp), los Gobiernos Regionales de Piura y Cajamarca y Naturaleza y Cultura Internacional suman esfuerzos para lograr concretizarlo.  

Como parte del proceso de establecimiento del Área de Conservación Regional (ACR) San Pedro de Chonta y con la finalidad de promover mecanismos y alternativas de mejora en la alimentación familiar en el ámbito de la propuesta de ACR, Naturaleza y Cultura Internacional junto a la población, impulsan la instalación de biohuertos familiares para la producción orgánica de hortalizas.

Esta actividad se ha iniciado en enero del presente año, con los trabajos de sensibilización, bajo la denominación de escuelas de campo para la instalación de biohuertos, la misma que beneficia a más de 300 familias de las comunidades de Ututo, Ajenjo, San Antonio de Padua, Santa Rosa de Oso, Antaquero, Huanchay, Cochag, de los distritos de Cholón y Huacrachuco, provincia de Marañón.

Naturaleza y Cultura Internacional, con el apoyo de Rainforest Trust y Andes Amazon Fund, tras brindar capacitación técnica, implementación y habilitación de las áreas, hizo entrega de módulos de semillas de rabanito, zanahoria, lechuga, col, culantro, entre otras verduras.

Esta actividad se consolida con la población, quienes toman conciencia sobre la producción orgánica de las hortalizas, sin el uso de agroquímicos. De esta manera, producen alimentos sanos, con abonos orgánicos, cuya importancia radica en la mejora de la alimentación familiar.


Más información:

Gabriela Gives

Comunicación Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

El Gobierno Regional de Ucayali aprobó a través del Consejo Regional el primer Plan Maestro del Área de Conservación Regional- ACR Comuna Alto Tamaya Abujao, con Ordenanza Regional N°007-2023-GRU-CR.

Gracias a este documento de gestión de más alto nivel del ACR, se priorizará el mantenimiento de la cobertura vegetal de los ecosistemas para la mitigación del cambio climático, el mantenimiento de la dinámica poblacional de las especies de flora y fauna, aprovechamiento sostenible de los recursos naturales y el desarrollo de la investigación científica; entre otras oportunidades. 

Durante la elaboración del plan maestro liderado por el Gobierno Regional de Ucayali a través de la Autoridad Regional Ambiental y la Dirección de Conservación y Diversidad Biológica, también participó el equipo de Naturaleza y Cultura Internacional. El documento incluye enfoques de género, intergeneracional e intercultural. 

Foro: Michell León

Este proceso contó con la participación de las comunidades nativas ubicadas en el ámbito del ACR y los diversos actores involucrados en la gestión del ACR, mediante talleres presenciales en los años 2021 y 2022.

Naturaleza y Cultura Internacional ha apoyado al Gobierno Regional de Ucayali en el proceso de establecimiento del ACR, con el financiamiento de Andes Amazon Fund. En la actualidad contribuye en la gestión y manejo del ACR.

Con la finalidad de establecer una línea de base biológica que sirva para la creación, establecimiento y gestión de Áreas Naturales Protegidas, Naturaleza y Cultura Internacional (NCI), desde el año 2015 implementa y desarrolla trabajos de conservación de las muestras representativas de los ecosistemas del departamento de Huánuco y su biodiversidad.

En el año 2020, tras el establecimiento del Área de Conservación Regional (ACR) Bosque Montano de Carpish y el reconocimiento del Área de Conservación Privada (ACP) Unchog, NCI con el apoyo de Critical Ecosystem Partnership Fund (CEPF) realizaron un Estudio Biológico Rápido para determinar la distribución de “especies detonadoras” y endémicas del Bosque Montano de Carpish.

Este estudio sirvió de insumo para la elaboración del Plan de Maestro del ACR y el Plan de Monitoreo del ACP. Ese mismo año, NCI junto con el Gobierno Regional Huánuco y el financiamiento de Andes Amazon Fund (AAF), inician las gestiones para el establecimiento de dos nuevas Áreas de Conservación Regional en el departamento de Huánuco, ACR Yanajanca y ACR San Pedro de Chonta, respectivamente.

En el 2021, se suma a este esfuerzo, American Bird Conservancy (ABC), con la finalidad de generar información del comportamiento de las aves y determinar el estado de conservación que tienen los bosques que les proveen de alimento y refugio, datos que contribuyen a la gestión efectiva del ACP y del ACR. 

A finales del 2021, Rainforest Trust (RFT) se suma a la iniciativa de NCI y el Gobierno Regional Huánuco, para conservar los ecosistemas de punas húmedas, matorrales andinos, yungas, bosques de terraza de las propuestas de Área de Conservación Regional San Pedro de Chonta y Yanajanca.

Como resultado de las investigaciones y trabajos de campo realizadas por el equipo técnico de profesionales, consultores y aliados estratégicos de Naturaleza y Cultura Internacional, se registraron hasta la fecha más de 450 especies de aves en el ámbito de la región Huánuco, de dentro del Mosaico Carpish-Río Abiseo. 

La cifra representa el 24% del total de aves del Perú y de ellas más de 30 especies son endémicas, haciendo un 25.6% de las aves endémicas de Perú. Según Manuel A. Plenge (Lista de las Aves del Perú), se han registrado 1892 especies de aves.

Acerca del Mosaico Carpish-Río Abiseo

El Mosaico Carpish-Río Abiseo, se encuentra ubicado entre los departamentos de Huánuco y San Martín y abarca ecosistemas de mucha fragilidad y de importancia biológica y ambiental. 

Además provee diversos servicios ecosistémicos a las poblaciones locales, asentadas en el ámbito del Mosaico. Tiene una extensión de 1,523,026.83 ha. divididos en Áreas Nacionales (Parque Nacional de Tingo María y el Parque Nacional Río Abiseo), Áreas Sub Nacionales (ACR Shunté y Mishollo, ACR Bosque Montano de Carpish y ACP Unchog) y Áreas en proceso de creación (Propuesta de ACR Yanajanca y Propuesta de ACR San Pedro de Chonta).

El pasado mes de junio, los directores de Naturaleza y Cultura Internacional de México y Perú visitaron al equipo técnico de la organización en Ecuador, para una jornada de intercambio de experiencias, retos y estrategias de implementación de nuestro trabajo en cada uno de estos países. 

Ecuador es el país en el que más experiencia tiene Naturaleza y Cultura Internacional, no sólo porque fue en la provincia de Loja donde nació la organización hace más de 25 años, sino también porque es el país en donde mayor cantidad de proyectos y procesos ha llevado a cabo NCI desde su origen.  

Los directores de México y Perú visitaron los 5 mosaicos en los que trabaja Naturaleza y Cultura Internacional en Ecuador (Bosque Seco, Podocarpus-El Cóndor, Sangay-Podocarpus, Morona Santiago y Pastaza), nutriéndose de recorridos por proyectos emblemáticos para la institución como son la Estación Científica San Francisco, FORAGUA, el Corredor Sangay-Podocarpus, la Plataforma Amazónica, entre otros. Además, tuvieron la oportunidad de reunirse con varios miembros del equipo técnico de Ecuador, organizaciones aliadas y líderes indígenas con los que trabajamos localmente.  

La ocasión también permitió que los tres directores de país se reunieran e intercambien estrategias para la integralidad del trabajo de la organización a nivel regional. Es la primera vez que los directores se conocen en persona. Felipe Serrano, director de Ecuador lleva más de 20 años en la institución, mientras que Miguel Ayala, director de México, se incorporó hace un poco más de un año. Por su parte, Guillermo Maravi, director de Perú, es una de las últimas adiciones a la organización, sumándose a finales del 2022. 

Durante su estadía en las oficinas de Loja, hablamos acerca de sus motivaciones para trabajar en Naturaleza y Cultura Internacional a lo que todos coincidieron en reconocer que la organización ha sido una gran escuela. 

“NCI para mí ha sido una escuela trascendental en mi vida que me ha ayudado a cumplir con esos compromisos que uno hace cuando empieza su carrera. Contribuir en proteger, en mantener los ecosistemas naturales tan importantes de los sitios en donde vivimos para las futuras generaciones”, mencionó Felipe Serrano. 

Mientras que Guillermo Maravi, dijo: “Comprendo que uno nunca deja de aprender. Yo estoy aprendiendo un montón y me siento satisfecho porque de esa manera siento que estoy subiendo un peldaño más en mi aprendizaje y mi compromiso por hacer un mundo mejor” .

Y Miguel agregó: “Me apasiona que la estructura que se tiene es muy diversa, y con eso el nivel de aprendizaje que se tiene y la visión que se tiene en diferentes proyectos puede ser muy nutrida. Y también, otro punto muy importante es que, a través de los años, NCI va recogiendo experiencias que va capitalizando en este momento y lo está proyectando hacia el futuro. Es decir, la experiencia de NCI viene sumando, sumando, sumando y ahora que estamos aquí nosotros nos toca ver esa historia y ver como la proyectamos hacia los nuevos paradigmas y los nuevos retos que trae la conservación” 

Directores de NCI en las oficinas de la organización en Loja

Además de tener la oportunidad de aprender sobre la experiencia ecuatoriana, los directores de Perú y México también presentaron iniciativas que se están implementando en sus países y las oportunidades y desafíos que acompañan esos procesos. Así, Guillermo compartió sobre las áreas de conservación que se espera establecer este año en Perú y Miguel profundizó sobre las estrategias de establecimiento de la Reserva Estatal El Pitayal, un proyecto de conservación que busca proteger el bosque con mayor densidad de pitaya dulce (Stenocereus thurberi), un ecosistema de gran importancia natural y cultural.  

Aunque Ecuador y Perú tienen similitudes e incluso comparten algunos procesos (como la iniciativa del Corredor Transfronterizo o la Cuenca Mayo-Chinchipe), México se encuentra más distante en el mapa y presenta ciertas particularidades como las formas de conservación existentes y los ecosistemas en los que trabajamos en ese país. De todas formas, los directores concuerdan en que los desafíos a los que se enfrentan los países para la conservación son similares y, por ende, abordarlos conjuntamente, nos hace más fuertes como organización. 

“Yo noto que tenemos desafíos inmensos relacionados con la conservación y que esos desafíos son muy similares. Yo siento con esos pares de México y Perú que podemos ganar mucho si los podemos abordar en conjunto. El potencial de NCI es inmenso por su característica de ser una organización internacional, que podemos aprender mucho de las experiencias que tenemos en los distintos países y que es fundamental que caminemos hacia integrar más ese trabajo internacional, porque el impacto que podemos tener en conjunto es muy superior a lo que podemos hacer en nuestros entornos de cada país. Es urgente esa integración por los evidentes problemas de cambio climático. Los problemas planetarios exigen que trabajemos más y que nos integremos más en el trabajo. Yo siento ese compromiso, siento ese respaldo” dijo Felipe Serrano. 

La visita permitió fortalecer vínculos e integrar el trabajo de Naturaleza y Cultura entre países, además de identificar posibilidades de escalamiento de algunos procesos a nivel regional, tal como lo mencionaba Miguel, “el tener ya cara a cara a los otros directores y espejearte un poquito y ver eso que tenemos en común, eso que estamos en proceso de tener y aquello que no tenemos ayuda también a que como país podamos definir la ruta para abonar a los objetivos como organización. Es muy nutritivo en mi caso el platicar con todo el equipo porque justo nos llevó a experiencias que en algunos casos se pudieran implementar en México”. 

Hay mucha fortaleza en el trabajo en equipo y es algo que se reconoció y destacó de esta visita. Tal como recalcó Guillermo: “uno se da cuenta que hay un compromiso mutuo de apoyar, de ayudar, y eso también a uno le permite tener mayor oportunidad de expresar su opinión, de expresar sus propuestas e ir construyendo procesos. Todos estamos aprendiendo y eso creo que en Naturaleza y Cultura es una práctica gracias a la solidez profesional, pero también gracias al gran compromiso y actitud de las personas”. 

Conoce más sobre nuestro trabajo para la conservación de los paisajes más biodiversos de la región en NUESTRA MISIÓN E IMPACTO


Para más información:

Nora Sánchez Luzardo

Coordinadora de Comunicación

nsanchez@naturalezaycultura.org

Mamancocha, es la tercera laguna más extensa de la región Huánuco, luego de Lauricocha y Carpa. Situada en el distrito de Pinra, en la provincia de Huacaybamba, a una altitud de 4,000 m.s.n.m., en los pajonales de puna húmeda. Su espejo de agua tiene una superficie aproximada de 300 hectáreas.

Mamancocha es la tercera laguna más extensa de Huánuco | Foto: Jhon Camones

Mamancocha constituye una de las principales fuentes de agua dentro de la propuesta del Área de Conservación Regional (ACR) Yanajanca y garantiza el desarrollo de la agricultura y ganadería local, permitiendo dinamizar su economía, fortalecer la seguridad alimentaria y el consumo humano.

Sus aguas discurren por el río Pinra, beneficiando a las poblaciones asentadas en sus márgenes, como Pinra, Pampa Hermosa, Mañinco, Huaracillo, San Francisco, Pueblo Viejo, Caján, Rura y muchas otras, hasta desembocar en el río Marañón.

Las aguas de Mamancocha desembocan en el río Marañón | Foto: Jhon Camones

El Ing. Christian Pérez Vera, Coordinador del Mosaico Carpish Río Abiseo, de Naturaleza y Cultura Internacional informó que con el establecimiento del Área de Conservación Regional Yanajanca, el Gobierno Regional de Huánuco garantiza la conservación de 75 lagunas y 12 cabeceras de cuencas que proveen agua para la agricultura, ganadería y consumo humano de más de 80 mil personas, en 11 distritos de 4 provincias de la región Huánuco. 

Por lo que esta propuesta de ACR, suma a su riqueza biológica en flora y fauna, con especies endémicas para Perú, su importancia hídrica para las poblaciones actuales y futuras de Huánuco acotó el Ing. Christian Pérez Vera, Coordinador del Mosaico Carpish-Río Abiseo de Naturaleza y Cultura Internacional.

Un dato interesante es que la propuesta de Área de Conservación Regional Yanajanca tiene una extensión de 212,192.97 hectáreas, está conformado por ecosistemas de pajonales de puna húmeda, matorrales andinos, bosques montanos de yunga, bofedales, lagos y lagunas. Alberga 75 lagunas donde habitan especies de flora y fauna silvestres, nativas y endémicas, sus aguas puras y cristalinas son tributarios de los ríos Huallaga y Marañón.


Más información:

Gabriela Gives

Comunicación Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

Productores de comunidades de los Andes del Norte apuestan por una economía sostenible

Entre los departamentos de Piura y Cajamarca, donde los páramos y bosques montanos se extienden sin reconocer fronteras, existe un fortalecido compromiso de las comunidades y predios campesinas, quienes promueven una gestión sostenible a través de alternativas productivas eco amigables con la naturaleza. 

Las instituciones Plan Binacional capitulo Perú y Naturaleza y Cultura Internacional consolidan una alianza interinstitucional para dar vida a cuatro proyectos de conservación productiva. Se trata del fortalecimiento de la cadena productiva de café, cuyes, miel de abeja y tara.

Los proyectos involucran a las poblaciones de comunidades y predios campesinos en las provincias de Ayabaca y Huancabamba en Piura; Jaén y San Ignacio en Cajamarca, las cuales cuentan con áreas de conservación que protegen más de 111 860 hectáreas de bosques montanos y páramos. 

El ámbito de intervención de los cuatro proyectos forma parte de un corredor de conservación en los Andes del Norte, donde habitan importantes especies que han encontrado un espacio libre para el desplazamiento y reproducción. Además, se ubican las principales fuentes de agua para Piura, Sullana, Olmos, Jaén, San Ignacio; entre otros.

En ese contexto, Carlos Mora, Director del Área de Desarrollo Productivo y Asuntos Ambientales de Plan Binacional de la región fronteriza Perú – Ecuador, capítulo Perú, menciona que es importante brindar soporte financiero a las iniciativas productivas. 

De esta manera, los productores incrementarán sus ingresos económicos permitiendo reducir los impactos negativos sobre las áreas de conservación. “Apostar por la conservación sostenible es un compromiso con efectos muy grandes sobre la naturaleza”, precisó Carlos Mora.

Por su parte, Abel Calle, jefe de proyectos de Naturaleza y Cultura Internacional, hizo hincapié de que las comunidades involucradas están comprometidas con iniciativas de restauración, monitoreo, control y vigilancia, ya que tienen la convicción de que sus actividades de café, miel, cuyes y tara poseen un valor agregado que las hace singular; al producirse en una zona conservada, dando certeza de que son productos con altos estándares de calidad y con mercado nacional e internacional.


Para más información:

Gabriela Gives

Comunicación Perú

comunicacion.peru@naturalezaycultura.org

Durante el pasado sábado 13 de mayo, los equipos de los Mosaicos Carpish – Río Abiseo (Huánuco) y Andes del Norte (Piura y Cajamarca) de Naturaleza y Cultura Internacional participaron del torneo mundial más importante de observación de aves, organizado desde el 2015, se trata del Global Big Day.

Nuestro equipo, conformado por Christian Pérez, Jhon Camones, Julián Saavedra, Luis Egoavil, Luis Huamán, Wilinton García, Isabella Monedero salieron con binoculares y cámara en mano para captar la gran diversidad de aves en el Área de Conservación Privada (ACP) Unchog y las propuestas de Áreas de Conservación Regional (ACR) Yanajanca y San Pedro de Chonta en Huánuco; así como Elio Núñez Cortez en las Áreas de Conservación Privada Huaricancha, Segunda y Cajas en Piura, y San Miguel de Tabaconas en Cajamarca.

Equipo de NCI en Perú durante el Global Big Day 2023

Durante el desarrollo del torneo nuestro equipo logró captar a 57 especies de aves en Yanajanca, de las cuales 6 son endémicas de Perú, es decir que solo se encuentran en nuestro pais; en Chonta reportaron 84 especies y 2 endémicas de Perú, en Unchog 14 especies y 2 endémicas de Perú.

Mientras que en la zona de Piura y Cajamarca, en las áreas de Tabaconas, Segunda y Cajas y Huaricancha se reportaron 15 especies, 12 restringidas a los Andes del norte y 03 endémicas.

Destacaron aves como la tangara de bufanda amarilla (Iridornis reinhardti), torito llano (Uromyias agraphia) y colibrí cobrizo (Metallura theresiae) en Yanajanca; tangara del Huallaga (Ramphocelus melanogaster) y moscareta peruana (Zimmerius viridiflavus) en Chonta; cotinga de subcaudales bayas (Doliornis sclateri) y colibrí cobrizo (Metallura theresiae) en Unchog; inca de ala anteada (Coeligena lutetiae), calzadito reluciente (Eriocnemis vestita) y pincha flor satinado (Diglossa lafresnayii) entre la zona de Piura y Cajamarca.

También, se logró reportar por primera vez para el ámbito de la propuesta de San Pedro de Chonta a la Aguilucho variable (Geranoaetus polyosoma) y a la Pucacunga (Penelope jacquacu).

¡Una gran experiencia para deslumbrarse con la belleza de las aves y con la variedad de especies existentes en el Perú!

El 2022, mientras el mundo empezaba a despertar de la pesadilla de la pandemia COVID 19 y nuevas amenazas, como la guerra en Ucrania, hacían su aparición en la escena global, el Perú pasó por un período particularmente convulso, social y políticamente.

A pesar de este contexto adverso –en el que todavía perduran los atentados contra el medio ambiente generados por el caos, la inseguridad y la pobreza post COVID 19, que se ven reflejados en el incremento en los niveles de deforestación y la minería ilegal, Naturaleza y Cultura Internacional – NCI, no solo pudo continuar realizando su misión en el país, sino que redobló esfuerzos para ganar el tiempo perdido en los tiempos de la pandemia y la inmovilización social.

Así, por ejemplo, luego de dos años de estudios y coordinaciones, a finales del 2022 se logró dar el primer gran paso para replicar la experiencia del Fondo del Agua Quiroz –Chira (FAQCH) a las otras dos grandes cuencas del Mosaico Andes del Norte: los ríos Chinchi pe y Huancabamba–Chamaya. Este paso consistió en la firma de acuerdos de compensación con actores claves de estas cuencas, entre ellos las Municipalidades Provinciales de Jaén y San Ignacio, la Plataforma Multiactor del Café de Cajamarca y la Junta de Usuarios de Riego de Jaén y San Ignacio. Todos ellos serán miembros de un nuevo fondo: el Fondo del Agua de los Andes del Norte, que también integrará al FAQCH. De esta manera, se ha puesto la primera piedra de lo que en el futuro próximo se convertirá en un mecanismo basado en servicios ecosistémico hídricos que brindará sostenibilidad financiera a la totalidad del mosaico.

De otro lado, culminó con éxito el proyecto Superfrutos que Conservan Bosques, enfocado en la extracción sostenible de productos del bosque en diversas zonas de Loreto, y en particular en el Mosaico Nanay – Tigre. El proyecto benefició a 16 comunidades ubicadas en la zona de amortiguamiento de cuatro áreas protegidas, que lograron vender 450 toneladas de aguaje y camu camu para la elaboración de bebidas embotelladas que se comercializan en el mercado nacional e internacional. El proyecto culminó, pero las iniciativas de conservación productiva continúan.

En otro aspecto completamente diferente de las labores que realizamos en NCI, dos nuevas especies de orquídeas para la ciencia fueron registradas en el Área de Conservación Regional (ACR) Bosque Montano de Carpish, ubicado en Huánuco y que forma parte del Mosaico Carpish – Abiseo. De manera similar, el equipo de NCI del Programa Especial Utcubamba y especialistas aliados reportaron por primera vez dos especies de anfibios y dos de reptiles para el Área Clave de Biodiversidad Utcubamba (PER84).

Queremos aprovechar este espacio para presentar a nuestro nuevo director ejecutivo en Perú, Guillermo Maraví, economista de profesión, quien ha dedicado muchos años de su vida laboral en la gestión y conservación de los recursos naturales en diversos departamentos de nuestro país, y en estrecha colaboración con el Ministerio del Ambiente.

A continuación, mostramos algunos de los resultados más destacados mostramos los resultados más destacados del 2022. Nada de esto hubiera sido posible sin el generoso apoyo de los donantes y la participación de la población y autoridades locales. Apoyo que es vital para continuar con nuestros esfuerzos por conservar la enorme biodiversidad del Perú en las difíciles circunstancias por las que atraviesa el país.

Atentamente,

Óscar Franco Pardo Figueroa

Director Ejecutivo en Perú (Período 2022)

El 22 de abril conmemoramos el Día de la Tierra, una oportunidad para reconocer nuestro rol en el cuidado del planeta y todas las formas de vida que habitan en ella. 

Para nuestro director ejecutivo, Guillermo Maraví, es necesario crear acciones inmediatas para detener la acelerada pérdida de biodiversidad y generar acciones eficaces, de forma colaborativa para hacer frente al cambio climático. 

En ese sentido, destaca que Naturaleza y Cultura Internacional, además de promover el establecimiento de áreas de conservación que estén conectadas a otras iniciativas de conservación, se involucra en su gestión y manejo, con el objetivo de que sean sostenibles en el tiempo. 

Para Guillermo, ese trabajo que sólo es posible porque lo realizamos en colaboración con las comunidades locales, campesinas e indígenas debe prevalecer, porque es allí donde los conocimientos acumulados durante años sobre el cuidado de la tierra tienen muchas de las soluciones a la crisis climática y de biodiversidad del mundo.  

Además, en Perú ayudamos a que las especies en peligro y endémicas tengan un lugar seguro para alimentarse y desplazarse. Protegemos el hábitat de animales como el colibrí de cola espátula en Amazonas, conocido por ser uno de los colibrís más hermosos del mundo o también el emblemático oso de anteojos que hemos registrado en Piura, Cajamarca, Amazonas y Huánuco.

Loddigesia mirabilis, una especie de colibrí endémica del norte de Perú.

¡Perú es hogar de miles de especies cuyos hábitats debemos proteger y rehabilitar! Nuestras acciones dejan huella. Tenemos un solo planeta para vivir, con cientos de plantas y animales que, como nosotros, dependen del buen estado de los ecosistemas, del aire puro, del agua fresca, y tantos otros servicios nos provee la madre tierra. 

El mes pasado, los Gerentes de Proyectos de Naturaleza y Cultura, Lleydy Alvarado y Elvis Allauja asistieron a la reunión anual del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas (SERNANP), en la que se presentó la declaratoria oficial de dos nuevas Áreas de Conservación Privada (ACP) Yasgolca-Santa Lucía, Montevideo en Amazonas y Utco en Cajamarca. Ambas áreas fueron declaradas en febrero de este año y juntas protegen más de 7,000 hectáreas de bosques secos de Marañón, Yungas y bosques montanos.

Reunión del SERNANP en Perú donde se reconoció al equipo de NCI por su trabajo.

Nuestro equipo en Perú fue reconocido junto con los presidentes de las nuevas Áreas de Conservación Privada, por su importante aporte a la declaratoria de ambas áreas y por ser un aliado para la conservación en los departamentos de Piura, Cajamarca, Amazonas, Huánuco, Loreto y Ucayali.

Alan Sánchez, Coordinador de Derecho Ambiental, acepta el reconocimiento en nombre del equipo de NCI

Dos nuevas áreas protegidas en Perú

El Área de Conservación Privada Yasgolca-Santa Lucía, Montevideo, protege 4,725.69 hectáreas y es una importante fuente de agua para las comunidades en la región de Amazonas en el norte de Perú. El establecimiento de esta área protegida fue crucial para la comunidad local porque juega un papel fundamental en la regulación del agua. Además, este ecosistema tiene una significante captura de carbono y se conecta con otras áreas protegidas cercanas. Según Lleydy Alvarado, ambas áreas recién declaradas se conectan con otras áreas de conservación, lo que crea un hábitat de vida silvestre más grande. No es suficiente simplemente establecer áreas, dice Lleydy, deben estar conectadas para que los servicios ambientales sean más efectivos.

Área de Conservación Privada Yasgolca-Santa Lucía, Montevideo

El Área de Conservación Privada de Utco protege 3,060.36 hectáreas de bosque seco. Este ecosistema único es conocido por ser un epicentro de la biodiversidad. Es el hogar de una gran cantidad de aves endémicas, reptiles, anfibios y plantas. Juntas, estas dos nuevas áreas protegen más de 7,786 hectáreas y son fundamentales para el bienestar de los habitantes locales.

Área de Conservación Privada de Utco

Felicitaciones a nuestro equipo en Perú y a las comunidades de Utco y Montevideo por su determinación y compromiso con la conservación de sus ecosistemas.